Parece una paradoja, pero el virus del zika, que causa graves daños en el cerebro de los fetos, podría ser usado para combatir tumores cerebrales en adultos.

Este virus, que se transmite por la picadura de mosquitos vectores del género Aedes, resulta especialmente peligroso para las mujeres embarazadas y, sobre todo, para sus hijos por nacer, porque causa, entre otras cosas, microcefalia. También da lugar a una alta tasa de abortos.

¿Y cómo puede afectar tanto? Porque, contrario a otros microbios, el Zika puede pasar de la sangre al cerebro, donde infecta y mata a las células madre, con graves consecuencias para el desarrollo cerebral…

Más en Muy Interesante