Un gigante para siempre

La vida me ha permitido compartir con personas a las que he admirado profundamente. Y en esa lista, Mario Kreutzberger aparece en letras doradas. La vida necesita de modelos y paradigmas. Podemos ser mejores si conseguimos guiarnos por las buenas luces y vibraciones de tanta gente espiritualmente maravillosa.